Son sueños

No siempre lo que se sueña se hace realidad, aún cuando sabemos que estamos despiertos mientras soñamos. Yo que iba a saber que iba a lograr que te desvistas frente a mí sólo porque sí, y no hablo de sacarse la ropa que eso lleva menos de 1 minuto, me refiero a desvestirse y mostrarse tal cual, con el corazón en una mano y el alma en la otra.

A veces simplemente se crea situaciones para tener otra clase de emociones, para tener otros sentimientos, sentir un poco más, aunque no sea lo que se quiera o convenga. Es la manera más franca de conocerse a uno mismo, poniéndose pruebas, desvistiéndose y viéndose desde otra perspectiva, poniéndose de verdad los zapatos de la persona del frente aunque muchas veces no se calce igual.

No siempre nuestros peores temores se quedan en la deriva, a veces simplemente luchamos un poquitos más con buenos pensamientos para que se vayan y no del todo, es preciso que se queden a una distancia en la que sepamos que somos fuertes y que hemos logrado sacarlos de adentro.

Y los sueños si se cumplen, yo por ejemplo tengo uno y es que amo cuando mis lentes se empañan por lo caliente del café.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s